La voz de Zihuatanejo

Opinion

POLÍTICA CIUDADANA

LAVADO DE MANOS DEL TRIBUNAL ELECTORAL

Moisés Alcaraz Jiménez

El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) rehúye emitir una resolución final sobre el caso Félix Salgado Macedonio y lanza nuevamente la pelota al terreno del INE. Recurre a la ancestral táctica de lavarse las manos y ordena al INE emitir un nuevo acuerdo, pero le da a este órgano electoral los elementos suficientes para ratificar la cancelación del registro del aspirante de MORENA. Más adelante consigna otros elementos a considerar que pueden ser favorables a Salgado Macedonio. En ese sentido muy ambiguo e impreciso va el proyecto de resolución: confirma que Félix no cumplió con la ley pero devuelve el caso al INE para que sea este órgano el que decida si cancela la candidatura o impone una nueva sanción.

El proyecto de resolución de la Sala Superior del TEPJF ratifica que Félix Salgado Macedonio fue precandidato de MORENA a la gubernatura del estado y que no entregó sus informes de gastos de precampaña. El recurso interpuesto por MORENA y Félix está fundamentado exactamente en lo contrario, alega Félix que nunca fue precandidato y por lo tanto no estaba obligado a presentar un informe de gastos, por ello solicitó que se anulara el acuerdo del INE y se le reincorporara como candidato.

La pregunta entonces es: si el TEPJF confirma que Félix sí fue precandidato y que cometió la omisión ¿Por qué no procede conforme a sus responsabilidades y emite la resolución correspondiente? ¿Por qué confirma la falta, pero ordena al INE revocar en parte la resolución que penaliza a Félix para que acuerde una nueva sanción a la que el propio Tribunal le está dando una argumentación muy ambigua? Es decir, emite argumentos para que el INE ratifique su acuerdo o formule otro diferente.

Inclusive en uno de los elementos a considerar, el Tribunal solicita al INE que prevea lo conducente para la sustitución del candidato, en caso de reafirmar la cancelación del registro; y por el otro emite elementos que pueden ser a favor de regresar la candidatura a Félix.

Esta es una contradicción muy grave que no debería ocurrir en el máximo órgano que debe dar certeza y certidumbre jurídica y no emitir resoluciones que generen confusión, dudas y sospechas sobre la correcta impartición de la justicia electoral. El TEPJF le ordena al INE valorar una nueva sanción, pero le da los argumentos para que esa sanción sea igual a la ya acordada. Para ello le dice cuáles son los elementos que debe seguir el INE: Félix sí fue precandidato y no cumplió con la entrega de su informe de gastos, por lo tanto el INE debe ratificar el acuerdo que cancela el registro del candidato de MORENA. Por otro lado emite parámetros que pueden ser útiles para ratificar la candidatura de Félix.

Un galimatías. Y todo porque el TEPJF rehúye emitir la sentencia que le corresponde hacer.

Hay que recordar que se trata del proyecto de resolución que se propondrá al pleno de hoy a mañana a más tardar, porque el caso no puede esperar más. Es de suponer que el pleno del tribunal aclare todo este embrollo y emita una sentencia definitiva sin enredar más el asunto turnándolo otra vez al INE, porque entonces entraríamos a una dinámica sin fin si se considera que lo que el INE decida otra vez podrá ser impugnado nuevamente por MORENA y su candidato. Por ello se espera que en no más de 48 horas el pleno del TEPJF resuelva el caso que, si se hace con apego a la justicia, debe ser a favor de regresar la candidatura al abanderado de MORENA.

De entre las graves contradicciones del proyecto, destaca que para valorar la gravedad de las irregularidades, el propio proyecto establece los siguientes parámetros que tendría que considerar el INE para sancionar a Félix: tomar en cuenta aspectos como la voluntad o disponibilidad procesal del sujeto obligado a presentar el informe; la naturaleza y los bienes jurídicos que se ponen en riesgo o se afecten; las circunstancias particulares objetivas y subjetivas en las que, en todo caso, se cometió la infracción; si hubo una intencionalidad y los medios de ejecución, valorando cuestiones como si se intentó encubrir la violación; el monto económico o beneficio involucrado; y su impacto o trascendencia en la fiscalización, rendición de cuentas y la equidad.

Si el INE toma en cuenta estos parámetros, Félix Salgado Macedonio podría estar en las boletas electorales el 6 de junio. No hay una explicación convincente que nos indique por qué el TEPJF no toma en cuenta sus propias recomendaciones y emite la resolución procedente. Esperemos que así sea y el caso no sea regresado al INE.

Presiona para comentar

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Populares

Ir Arriba